Edición 63. Revista Nuestra Huella Digital, mayo de 2012 - El Estado, los computadores y la Cumbre de Río + 20


Por: Julio César Luna Jiménez Ingeniero Ambiental Plan Institucional de Gestión Ambiental, Piga Correo electrónico: julioclunaj@hotmail.com

Dar ejemplo en el cumplimiento de normas ambientales, es una de las formas como las entidades públicas pueden participar en la Conferencia de Naciones Unidas que se realizará en Río de Janeiro del 4 al 6 de junio de 2012.

Por compromisos previos, derivados de los convenios internacionales suscritos, el Estado colombiano se está preparando para participar en la Conferencia de Naciones Unidas sobre el Desarrollo Sostenible, conocida como Cumbre Río + 20, en Río de Janeiro, del 4 al 6 de junio de 2012.

Cumplir con la regulación ambiental, es una de las formas más adecuada como las entidades públicas, entre ellas la Registraduría Nacional del Estado Civil, pueden contribuir para que la presentación de Colombia en ese escenario global sea decorosa.

Una de las muchas normas existentes, por ejemplo, tiene que ver con la disposición final de los computadores y sus partes, donde no sólo los fabricantes y proveedores tienen unas responsabilidades, sino los consumidores.

De acuerdo con lo establecido en el Artículo 15 de la Resolución 1512 del 5 de agosto de 2010, los consumidores de computadores deben cumplir con las siguientes obligaciones:

“a) Retornar o entregar los residuos de computadores y/o periféricos a través de los puntos de recolección o los mecanismos equivalentes por los productores.

b) Seguir las instrucciones de manejo seguro suministradas por los productores de computadores y/o periféricos.

c) Separar los residuos de computadores y/o periféricos de los residuos sólidos domésticos para su entrega en puntos de recolección o mecanismos equivalentes”.

Se estima que en el 2013, se podrían generar entre “80.000 y 140.000 toneladas de residuos de computadores y periféricos si no se avanza en su recolección y gestión ambientalmente adecuada”, dice la Resolución.

Esta sencilla tarea de llevar los computadores a los centros de acopio de los productores, se complementa con el Artículo 19 de la mencionada norma, donde expresamente se prohíbe:

“a) Disponer de residuos de computadores y/o periféricos en rellenos sanitarios.

b) Desensamblar o manipular residuos de computadores y/o periféricos en vías públicas.

c) Enterrar residuos de computadores y/o periféricos.

d) Abandonar residuos de computadores y/o periféricos en el espacio público”.

El establecimiento de los Sistemas de Recolección Selectiva y Gestión Ambiental de Residuos de Computadores y/o Periférico por parte de los fabricantes está en proceso de implementación pero no exime a las entidades públicas del cumplimiento de la norma.


Compartir publicación: